Durante este verano de 2019 han sido muchas las noticias que han aparecido en la prensa y en los magazines matutinos de las televisiones -en Antena3 TV sobre todo-, relacionadas con el sector de la hostelería y concretamente con el mundo del servicio y los camareros.

Quiero destacar con este artículo las dificultades por las que atraviesa nuestro sector, sobre todo en la contratación de personal de sala y cómo las soluciones que se apuntan -si es que se apuntan-, no parecen resolver la situación, por lo menos de momento, y que llevan al sector a un callejón sin salida.

Una de las noticias de las que se hacía eco antena 3 publicaba que en Aranda de Duero no encontraban camareros; la persona entrevistada, que representaba a la asociación empresarial de Aranda, señalaba como dificultades observadas para encontrar personal la falta de formación y la falta de compromiso en general del personal con servir a los demás.

En la misma entrevista, y al ser preguntado por las condiciones laborales ofertadas, el representante empresarial comentaba que no eran “malas”: un día y medio de descanso semanal, 40h semanales, salario de 1200€… También apuntaba que el registro de horas había agudizado la mala situación ya que habría que que contratar más gente y  evitar que el personal se cargase de horas y pudiese desempeñar su labor en mejores condiciones, y no haciendo jornadas  maratonianas de 10 ,12 o más horas.

En el mismo magazine matutino un establecimiento de Granada buscaba empleados mayores de 50 años para su contratación inminente. Para la propietaria de esta tienda-restaurante, que era la persona entrevistada, su apuesta por este tipo de profesionales estaba justificada por su mayor experiencia, la mejor atención al cliente, sus ganas de trabajar y su responsabilidad. Muchos de estos profesionales han tenido en el pasado negocios -decía-, y eso se nota.

Otro reportaje, titulado  “24 horas en la vida de un camarero”, recogía las vivencias de  una camarera de un restaurante y las dificultades de conciliación que encontraba esta para poder ver a su hijo con las duras jornadas partidas… Todo un clásico de nuestra profesión.

Otra información de A3TV y –que puede leerse haciendo click aquí– narraba la presencia en un restaurante chino de Madrid -donde su menú del día no llega a 9€- de un robot de 1,50 metros de altura que ejercía de camarero. El coste según el propietario del restaurante chino es de 10.000€.

Un estudio de la OCDE indica que el 12% de los trabajadores españoles, podrían ser sustituidos a corto plazo por máquinas. Es algo que está empezando a suceder.

En el caso que nos ocupa se trata de uno de los primeros androides de este tipo que hay en la capital y, aunque la experiencia fue agradable, “también tuvo varios momentos siniestros” -comenta Ana Frutos autora del artículo-. “Me llamaba ‘cariño’, ‘mi amor’ y me pedía que le acariciara para que se marchase”.  Eso sí, el robot era muy educado.

Una noticia positiva, y que tiene que ver con nuestra devaluada formación profesional, es que las ofertas de empleo en España que requieren FP superan a las que solicitan un título universitario. Si bien es el sector industrial el que más técnicos demanda, una realidad incuestionable es que las ofertas de empleo de camarero lideran el ranking de puestos más demandados por los servicios públicos de empleo en España. Para más información, en la EPA de junio de 2019 había 3.231.000 parados en España. Que cada uno extraiga sus propias conclusiones.

Por último unas palabras de despedida para un buen amigo de nuestras asociaciones de Maîtres y Barman de Aragón, luchador infatigable por el mundo del camarero que nos ha dejado a la edad de 55 años. Pablo Gómez Cuadrado, más conocido como “El Pali”, era el secretario de la asociación de camareros de Segovia y provincia, cargo en el que llevaba más de 25 años, también era el secretario fundador de la Federación Nacional de Profesionales de Sala de España y el secretario de la asociación de barman de Castilla y León, un auténtico personaje en su Segovia natal y muy querido en toda España.

Con Pali hemos recorrido durante muchos años España (Fenavin,Ciudad Real, Murcia… entre otros lugares de la geografía española) haciendo campeonatos de Sala y cocteleria y poniendo en valor la figura profesional del camarero.

Nuestras asociaciones estaban hermanadas y le rendimos un sentido homenaje hace unos años, durante una de nuestras cenas de hermandad como personalidad destacada de la Sala en España.

Cuando Pablo venía a nuestros eventos siempre nos ayudaba en nuestros concursos,  y llevando la mesa regidora nos decía que “venía a su segunda casa, a Zaragoza, con los maños“. Querido Pali te recordaremos siempre, hermano. Descase En Paz.

La fotografía que ilustra esta entrada es propiedad de Business Insider España